Cómo quitar hongos de los pies con limón

Hay una serie de signos muy claros que pueden ayudarnos a saber si sufrimos de pie de atleta y, así, actuar rápidamente contra la infección; veamos, a continuación, cuáles son los síntomas de hongos en los pies más comunes:

  • Cuando los hongos afectan a la piel de los pies, las zonas dañadas suelen ser la planta del pie, sus laterales y los espacios que hay entre los dedos.
  • La piel de las zonas afectadas se vuelve agrietada, escamosa y enrojecida.
  • Picores y ardor.
  • Dolores punzantes.
  • Aparición de ampollas que supuran líquido y que, finalmente, acaban secándose y convirtiéndose en costra.
  • Mal olor en los pies.

En el caso de que no se siga el tratamiento para los hongos en los pies adecuado, es posible que los síntomas empeoren y la infección siga avanzando, hasta llegar a afectar también a la salud de las uñas de los pies.

Ante la presencia de los síntomas mencionados en el apartado anterior, es muy importante iniciar un tratamiento antimicótico. Este debe basarse en el empleo de fármacos antimicóticos que ayuden a frenar la proliferación de los microorganismos responsables de la infección; por lo general, se utilizan medicamentos tópicos que se aplican directamente sobre la piel dañada, solo en aquellos casos en los que estos no funcionen, se deberá recurrir a un tratamiento antimicótico por vía oral. Además de esto, es fundamental extremar las medidas de higiene y cuidar los pies para que vuelvan a recuperar su estado original lo antes posible.

El tratamiento farmacológico se puede complementar con el uso de algunos remedios caseros para eliminar los hongos en los pies, pues hay productos naturales con propiedades muy beneficiosas y efectivas para combatir esta afección con éxito. Y, entre ellos, uno de los que ofrece mejores resultados es el limón, una fruta cítrica con propiedades antibacterianas, antisépticas y reparadoras muy potentes. Seguidamente, detallamos por qué el limón es bueno para curar los hongos en los pies y las uñas de estos:

  • Es un gran antibacteriano y antiséptico natural, que permite hacer frente a la presencia de microorganismos que puedan causar infecciones, impidiendo su crecimiento desmesurado y proliferación. Asimismo, también actúa como agente preventivo, evitando el sufrimiento de nuevas infección por hongos.
  • Ejerce una importante acción limpiadora que ayuda a eliminar las células muertas acumuladas y a desinfectar la zona en la que se ha aplicado. Esto es ideal también para combatir el mal olor que puede provocar el pie de atleta y para dejar los pies con un aspecto mucho más agradable, ya que el limón consigue neutralizar los malos olores y refrescar la piel.
  • Es antioxidante y ayuda a renovar las células dañadas por otras sanas, por lo que la piel afectada podrá sanar y recuperarse mucho más rápido.
  • Tiene efectos blanqueadores, lo cual puede servir de ayuda en caso de que las uñas de los pies también se hayan visto afectadas por la infección micótica y se hayan tornado amarillentas y gruesas.

Una vez conocidas todos sus beneficios para la cura del pie de atleta, veamos de qué forma debemos emplearlo para que actúe con la mayor eficacia y rapidez posible. Son varios los tratamientos que podemos utilizar para quitar los hongos en los pies con limón y los más destacados son los siguientes:

Jugo de limón

Una de las formas más simples de eliminar los hongos en los pies con limón es exprimir 1 limón para obtener su jugo y, luego, aplicarlo directamente sobre la zona afectada con la ayuda de un trozo de algodón, unas dos veces al día. Se debe dejar actuar durante unos 10 o 15 minutos y, pasado este tiempo, enjuagar con abundante agua tibia o fría.

Otra opción es la de cortar un limón por la mitad y frotarlo contra la piel dañada directamente.

Ajo y limón

El ajo también destaca como tratamiento natural para los hongos en los pies por sus poderosas propiedades antibióticas y antimicrobianas, por lo que es un buen ingrediente para potenciar los efectos antisépticos del limón.

El tratamiento consiste en hervir, primero, unos 5 dientes de ajo en 1 taza de agua y, cuando esta esté tibia, agregar el jugo de 1 limón recién exprimido. Se deben sumergir los pies en la preparación y dejarlos en remojo durante unos 15 minutos. Y en el siguiente artículo, explicamos Cómo usar el ajo para los hongos en las uñas.

Vinagre y limón

El vinagre de manzana es excelente para regular el pH de la piel e impedir el desarrollo de hongos en la piel, por lo que también puede combinarse con el limón. En este caso, se de hacer una mezcla a partes iguales de vinagre de manzana y agua y, luego, agregar unas gotas de jugo de limón. Aplicar la mezcla en las partes dañadas con una gasa o algodón y dejar secar hasta que el producto se haya absorbido por completo.

Agua, sal y aceite esencial de limón

Uno de los mejores remedios caseros que existen para aliviar la picazón que pueden provocar los hongos en los pies es un baño de agua con sal. Y a este, también podemos agregarle un poco de aceite esencial de limón par desinfectar la piel y combatir las levaduras.

Simplemente, se debe llenar un recipiente con agua tibia, añadir un puñado de sal y unas gotas de aceite esencial de limón. Mantener los pies en remojo durante unos 20 minutos, aproximadamente y ¡listo!

En el siguiente artículo de unCOMO mostramos más Remedios caseros efectivos para tratar el pie de atleta de forma completamente natural.

Source link

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido !!