Evitar el consumo de azúcar

Evitar el consumo de azúcar desde la infancia es muy importante, entre otras cosas, para mantener en óptimo estado la salud bucodental. En muchas oportunidades nos hemos referido al azúcar como el principal enemigo de los pequeños, conoce los motivos.

El exceso de azúcar provoca en los niños una alta prevalencia de las caries dentales en la infancia, generando problemas en la dentadura de los más pequeños. Para luchar contra su consumo los dentistas le proponen a los padres y niños seguir una serie de pautas.

Un punto clave serás cepillarse los dientes al menos dos veces al día, durante dos minutos. Es importante que cuando los niños son pequeños los padres supervisen el cepillado y la higiene dental general. Sabemos que los niños pueden resistirse a llevar adelantes las rutinas de higiene dental, especialmente en la mañana y a la hora de acostarse.

Emplear hilo dental todos los días, estadísticamente se sabe que únicamente el 7 por ciento de los niños emplea hilo dental todos los días Se deberá tener en cuenta que el hilo dental es muy importante para evitar las caries dentales, ya que en la mayoría de los casos el problema aparecerá entre los dientes, en los sitios donde el cepillo no llega. Emplea hilo dental una vez al día, especialmente antes de acostarse, esto ayudará a evitar los efectos del azúcar en la salud bucodental.

Evita la ingesta de las comidas azucaradas, sabemos que el azúcar alimenta a las bacterias que se encuentran en la cavidad oral. Que lo transforma en ácido y, si se llega a mantener en los dientes por un periodo de tiempo puede generar las caries. No ingerir alimentos dulces ni bebidas azucaradas, así se podrá evitar esta situación.

Ingerir alimentos saludables, los alimentos saludables además de ser buenos para el desarrollo de los niños, ayuda a evitar los problemas en la salud buco dental.

Asistir de manera periódica al dentista. Es importante programar citas con el dentista mientras se encuentran en crecimiento. Lo ideal es hacerlo un mínimo de dos veces al año, cada seis meses. La salud de la boca se encontrará controlada y el dentista tendrá la posibilidad de detectar problemas y enfermedades de forma preventiva.

Foto | Pixabay

 

Source link

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido !!