Cómo fortalecer el útero después de un aborto

Un aborto bien sea voluntario o natural representa un cúmulo de cambios emocionales y sobre todo físicos para la mujer. Normalmente no tiende a presentar complicaciones graves, sin embargo uno de los órganos que más afectado se ve es el útero.

El útero o matriz es el órgano donde se lleva a cabo la gestación y con el paso del tiempo se han encontrado muchas alternativas para poder sanarlo tras un legrado. Hoy, en unCOMO, te traemos las mejores opciones si no sabes cómo fortalecer el útero después de un aborto.

Síntomas después de un aborto

Al abortar, el útero pierde una gran cantidad de sangre y se ve afectado debido al desprendimiento del feto fuera de la matriz; esto genera un daño considerable en el órgano reproductor causando efectos tanto físicos como hormonales a corto y largo plazo. Uno de los mayores miedos en la mujer que ha sufrido un aborto es no poder quedar embarazada de nuevo o padecer algún problema mayor.

Lo normal es presentar dolores a nivel del vientre y en la espalda baja, así como un sangrado moderado muy similar a la menstruación. No obstante, existen síntomas algo más alarmantes:

  • Naúseas
  • Mareos
  • Vómitos
  • Fiebre
  • Mal olor vaginal
  • Sangre muy abundante o coagulosa
  • Endurecimiento en la zona baja del vientre
  • Pulso acelerado

Es importante acudir a emergencias inmediatamente si presentas alguno de los síntomas descritos anteriormente, pues esto puede significar una posible infección dentro del útero o hemorragias que deben detenerse.

Consejos para fortalecer la matriz

El descanso, la buena alimentación y estar tranquila será primordial a la hora de recuperar la salud del útero tras dicho suceso. El primer paso para volver a su estado natural es prevenir a toda costa una infección, esto también será de gran ayuda para comenzar con el proceso regenerativo de la matriz.

  • Es indispensable tomar mucho líquido: así como consumir frutos ricos en vitamina C como la naranja, la piña o el mango; excelentes antibióticos naturales.
  • Mantén una buena higiene vaginal. Báñate constantemente pero evita las duchas vaginales o los baños de asiento.
  • Evita mantener relaciones sexuales: sobre todo con con penetración durante los días de sangrado, al menos unos cuarenta días luego del aborto.
  • Elimina el tabaco y el consumo de alcohol: ambos influyen en la circulación sanguínea, la cual, en ese estado, es mejor no alterar.
  • Mantener una dieta ligera: con bajo contenido de azúcares y carbohidratos, así como consumir vegetales verdes y evitar las frituras.
  • No hagas esfuerzos físicos: lo mejor es que descanses todo lo posible.

Tras pasar toda esta etapa después del aborto, es primordial comenzar a fortalecer el útero con ayuda de alimentos, remedios caseros y ejercicios. Esto es indispensable si quieres volver a quedarte embarazada o simplemente para recuperarte del todo. Puede que también te interese el siguiente artículo sobre Cómo tener relaciones sexuales después de un aborto.

Plantas naturales y ejercicios para fortalecer el útero

Los mejores remedios naturales para fortalecer el útero son:

  • Avena: es un excelente alimento para combatir el estrés y la depresión. Gracias a su alto contenido en hierro, zinc y magnesio es indispensable para recuperar la fortaleza del cuerpo en general, debido a la pérdida de sangre generada por el aborto.
  • Hojas de frambuesa: según estudios, el consumo de dichas hojas ayuda a fortalecer, reparar y tonificar los ligamentos y músculos del útero. La mejor forma de consumirlas es haciendo una infusión con dos cucharadas de hojas y una taza de agua. Consumirla tres veces al día durante dos semanas te ayudará a recuperar la salud de la matriz.
  • Ajo: es un antibiótico natural por excelencia que ayudará a prevenir cualquier complicación. Lo ideal es consumirlo crudo, bien sea en ensaladas o comidas para no perder sus beneficios.
  • Ejercicios Kegel: estos ejercicios se encargan de fortalecer los músculos vaginales ayudando a reconstruir la flacidez del útero. Existen ejercicios lentos o rápidos, pero en su mayoría se caracterizan por contraer y relajar los músculos en intervalos de tiempo. Presionando contra el suelo pélvico durante 30 segundos, relajando otros 30 más y repetirlo 10 veces seguidas, comenzarás a ejercitar las paredes vaginales.

Las infusiones en general como la manzanilla, la tila, el jengibre o el orégano son de gran ayuda para aliviar dolores, cólicos y calambres. En el caso de tés tranquilizantes, puedes consumirlos a base de lechuga, lavanda o valeriana. Ahora que ya sabes cómo fortalecer el útero después de un aborto, puede que también te interese este otro artículo de unCOMO sobre Cuáles son los síntomas de un aborto espontáneo.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo fortalecer el útero después de un aborto, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Consejos

  • Recuerda que un aborto significa cambios a nivel emocional y físicos, por lo tanto, evita al máximo situaciones de estrés.
  • Si te encuentras triste o con signos de depresión, busca ayuda profesional de un terapeuta o psicólogo.

Source link

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido !!