Cómo tomar aceite de orégano para la candidiasis

Las personas que sufren de candidiasis debido al crecimiento excesivo del hongo cándida albicans en su organismo encontrarán en el aceite de orégano un gran aliado natural para combatir los síntomas de la infección y para frenar esa proliferación desmesurada. Se ha señalado que la composición nutricional de este aceite es perfecta para prevenir y combatir la candidiasis y que los resultados que ofrece son incluso equiparables al que ofrecen muchos de los medicamentos o productos farmacéuticos que se recetan para el tratamiento de esta condición. Veamos a continuación cuáles son las principales propiedades del aceite de orégano para la candidiasis:

  • Su contenido en aceites volátiles, entre los cuales se encuentran el timol y el carvacrol, le dotan de unas poderosas propiedades fungicidas y antimicrobianas, las cuales son claves para detener el crecimiento desmesurado de la cándida en el organismo.
  • Es un tratamiento natural que además de actuar favorablemente contra la candidiasis, no daña la flora intestinal al consumirlo, ya que al mismo tiempo que mata las células de la levadura, consigue restablecer el equilibrio intestinal y favorecer la reproducción de las bacterias probióticas.
  • Posee propiedades analgésicas y antiinflamatorias, las cuales son de ayuda para reducir y aliviar las molestias que se padezcan durante una infección por hongos.
  • Es un potente antibiótico natural que no solo actúa contra los hongos, sino que también ayuda a combatir cualquier bacteria o parásito que pueda afectar negativamente la salud del organismo.
  • Tiene la capacidad de combatir las infecciones a la vez que refuerza el sistema inmunológico.

Puedes descubrir otras bondades del orégano consultando el artículo Cuáles son las propiedades del orégano.

Antes de mostrar qué dosis de aceite de orégano tomar para la candidiasis, es importante tener en cuenta que se debe adquirir un aceite que sea apto para consumo interno; debe estar especificado en el envase o, si tienes dudas, pregunta en la tienda de compra.

Según en qué parte del cuerpo se presente la infección por el hongo cándida, se debe usar el aceite de orégano de una forma u otra, tal y como mostramos en las siguientes líneas.

Aceite de orégano para candidiasis intestinal

Se produce por el aumento descontrolado del hongo cándida albicans en el intestino y suele cursar con síntomas como gases, ardor, hinchazón abdominal, heces malolientas, sensación de pesadez, cansancio, estreñimiento, diarrea, sudor nocturno, dolor de cabeza, irritabilidad, ansiedad, etc. En este caso, para su tratamiento, es importante la administración de medicamentos antimicóticos, así como una dieta totalmente destinada a erradicar las levaduras y reestablecer el equilibrio de nuestra flora intestinal.

Tratamiento. Puedes tomar aceite de orégano para la candidiasis intestinal de las siguientes formas:

  • Diluir 2 o 3 gotas de aceite de orégano en 1 vaso de agua o de jugo natural y beber unas 2 veces al día. Se recomienda empezar con una gota el primero día, continuar con dos gotas el segundo día y, finalmente, tres gotas el tercer día. Se puede tomar durante alguna de las comidas principales del día, ya sea desayuno, almuerzo o cena.
  • Mezclar 1 gota de aceite de orégano con 1/2 cucharada de aceite de oliva extra virgen o de aceite de coco orgánico y tomar igualmente 2 veces al día repartidas entre las comidas principales.

Aceite de orégano para candidiasis vaginal

Este aceite también es un gran remedio natural para los hongos vaginales, los cuales provocan síntomas como flujo blanco y espeso, picazón, ardor, escozor e irritación de la vulva y vagina, molestias al orinar y al mantener relaciones sexuales. Para curar la candidiasis vaginal, es necesario iniciar un tratamiento con fármacos antifúngicos por vía tópica y evitar mantener relaciones íntimas para evitar el contagio.

Tratamiento: además de consumirlo internamente como hemos indicado en el apartado anterior, para tratar la candidiasis vaginal con aceite de orégano también se puede llevar a cabo un baño de asiento. Para ello, solo tienes que llenar un recipiente amplio de agua tibia y verter en él unas 20 gotas de aceite de orégano. Lava tu zona íntima con esta preparación durante unos 10 minutos para reducir los síntomas.

Aceite de orégano para candidiasis bucal

También se puede tomar aceite de orégano para la candidiasis bucal u oral. Esta afección causa síntomas como lesiones blancas y espesas en las superficie bucal, la lengua y la garganta, además de molestias al tragar, sequedad bucal y sangrado al cepillarse. Para su cura, se recetan medicamentos antimicóticos por vía oral y se deben extremar las medidas de higiene bucal.

Tratamiento: en este caso, debes diluir unas 10 gotas de aceite de orégano en 1/2 vaso de agua y realizar enjuagues bucales con esta preparación. En el siguiente artículo puedes ver otros efectivos remedios caseros para los hongos en la boca.

Source link

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido !!